Helio para hinchar globos

inflar globos con helio

 

Todos sabemos que aunque nos dejemos los pulmones para hinchar todos los globos de la fiesta, la verdad es que no flotan: se quedan colgando. Para que los globos de una fiesta floten no pueden estar hinchados con aire normal, el que respiramos, sino con un gas que sea más ligero que el aire para que así puedan flotan. Generalmente se utiliza el gas helio para esta función.

El Helio es un elemento químico de número atómico 2, el segundo en la tabla periódica detrás del Hidrógeno. La principal cualidad del Helio es que, debido a su composición, es inerte y no reacciona con ningún elemento y además a temperatura ambiente se encuentra en forma de gas. Así tenemos un gas que no huele, no tiene color, y al no combinarse no puede arder o explosionar. Estas características hacen que su manejo sea muy seguro aún cuando ninguno de nosotros no somos especialistas químicos.

El poco peso del helio comparado con el aire, que es una mezcla de elementos más pesados (N, O, etc.), lo habilita para ser utilizado como sistema de elevación de los globos.

Así pues las cualidades de este elemento y la gran seguridad en su manejo lo hacen ideal para que lo utilicemos cuando queremos que nuestros globos floten y se eleven en el aire.

Como curiosidad podemos indicar que los globos llenos de helio suben a grades alturas, kilómetros de altura, hasta que finalmente explotan debido a que precisamente se está acabando la atmósfera. El gas helio que está dentro del globo está comprimido a una presión concreta. A medida que el globo asciende el aire es cada vez menos denso por lo que hay menos presión en el exterior que en el interior del globo. El gas de dentro del globo se va expandiendo, forzando la elasticidad del globo de látex, hasta que llega un punto en el que el material del globo no puede resistir la tensión y explota.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y el contenido del mensaje para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.